LÍNEA i-ALERT

Kits basados en tecnología de LAMP en tiempo real cualitativa para la detección fluorométrica de distintos patógenos en matrices alimentarias como sistema point-of-care.
El consumo de agua y alimentos contaminados es una de las mayores causas de morbilidad en el mundo. La Organización Mundial de la Salud estimó que las enfermedades transmitidas por alimentos (ETAs) causan anualmente 600 millones de casos de enfermedad y 420.000 muertes,. Estas enfermedades son especialmente importantes en la población infantil y los alimentos de origen animal siguen siendo su principal fuente.
El control de los alimentos en nuestro país se basa en la articulación entre los organismos sanitarios del nivel nacional, provincial y municipal, responsables de la aplicación del Código Alimentario Argentino (CAA) bajo el Programa Federal de Control de Alimentos (PFCA - Res. MSal N° 241/11). La vigilancia alimentaria es una actividad de carácter interdisciplinario y multisectorial que trabaja para prevenir las ETAs, y entre sus acciones se encuentra fortalecer las actividades preventivas que llevan a cabo las autoridades sanitarias, así como las medidas de control. En el CAA, se especifican los criterios microbiológicos para la detección de Escherichia coli productoras de toxina Shiga (STEC) y Salmonella spp. en la industria frigorífica:
i) comidas preparadas listas para el consumo, en alimentos a base de carne picada y/o vegetales crudos (art. 156 tris),
ii) carne picada fresca (art. 255),
iii) salazones cocidas (art. 286 bis),
iv) chacinados frescos, secos y cocidos, embutidos y no embutidos (art. 302).
Debido a las demandas regulatorias y de los consumidores, la industria alimenticia implementó el control, certificación y trazabilidad de la seguridad alimentaria en sus procedimientos. Toda la cadena productiva y distributiva requiere la rápida detección microbiana para verificar la seguridad del producto, ya sea para liberarlos para la distribución o para el futuro procesamiento. Entonces, la detección molecular precisa y rápida es crucial para asegurar la calidad y seguridad alimentaria. Más aún, muchas industrias alimenticias (como por ejemplo la frigorífica), cuentan con laboratorios de control de calidad propios dentro de sus instalaciones, para poder realizar el rápido análisis de sus productos, procesos y superficies sin necesidad de la tercerización a otros laboratorios, con la consecuente disminución de tiempos y costos.

DESARROLLOS EN PROCESO:
iALERT STEC KIT para la detección cualitativa del Escherichia coli con genes stx1, stx2 y eae en matrices alimentarias.
iALERT Salmonella KIT para la detección cualitativa de Salmonella spp en matrices alimentarias.
iALERT listeria KIT para la detección cualitativa de Listeria monocytogenes en matrices alimentarias.